martes, 28 de febrero de 2012

El Ayuntamiento reclamará a la Comunidad que finalice las obras pendientes en el ambulatorio de Fuencarral


La concejal delegada de Urbanismo, Paz González, ha asegurado hoy que el Ayuntamiento de Madrid reclamará a la Comunidad que finalice las obras aún pendientes en el Centro de Especialidades de Fuencarral-El Pardo. La petición de la representante municipal se produce dos días antes de que el ambulatorio de Fuencarral cierre definitivamente sus puertas. Durante su comparecencia ante el pleno municipal celebrado esta mañana, Paz González anunció además que la Empresa Municipal de Transporte (EMT) reforzará las líneas de autobús para facilitar a los usuarios –entre ellos los vecinos de Las Tablas- su traslado a los centros de atención sanitaria donde se continuará atendiendo a los pacientes. Paz González no especificó si este refuerzo en el servicio de transporte afectará a Las Tablas.

Las declaraciones de Paz González se producían como consecuencia de la presentación de una proposición por parte del Grupo Socialista, que finalmente ha sido rechazada, en la que se pedía al consistorio exigir a la Comunidad de Madrid la “total ejecución de las obras” ordenadas por el propio Ayuntamiento así como incoar, si fuera necesario, “el correspondiente expediente de incumplimiento del deber de conservar o rehabilitar un inmueble de su propiedad”.

Tras recordar que el cierre y traslado de los servicios del ambulatorio es competencia de la Comunidad de Madrid, Paz González solicitó a los grupos de la oposición “esperar a que los tiempos procesales y administrativos se cumplan” y permitir que los técnicos municipales cumplan su trabajo porque “hay un expediente todavía vivo”. González se mostró convencida de que la Comunidad de Madrid finalizará las obras pendientes en el ambulatorio y que para ello sería necesario “desalojar el inmueble”.

Desde las filas del grupo municipal socialista, el concejal Pedro Zerolo calificó de “despropósito” el cierre del ambulatorio y exigió al Ayuntamiento “abrir la boca en defensa de sus vecinos”. Por parte de IU, el portavoz municipal Ángel Pérez mostró su sorpresa por el hecho de que la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid  no disponga de los 3 millones de euros que, según algunos cálculos, costaría financiar las obras de rehabilitación. 


El CEP de Fuencarral cuenta con 66 especialidades y atiende a cerca de 70.000 pacientes, incluidos residentes de los municipios de Tres Cantos o Colmenar Viejo. 14 de las especialidades se trasladarán al hospital de La Paz, 40 al CEP Peñagrande, cuatro a José Marvá, en la calle Bravo Murillo, y siete, las que atendían a los pacientes de Tres Cantos y Colmenar Viejo, a Colmenar Sur.


En 2010 el Ayuntamiento de Madrid hizo la correspondiente inspección técnica del edificio, de más de 30 años de antigüedad, y el resultado fue desfavorable. A finales de enero la Comunidad de Madrid comunicó su cierre ante la imposibilidad de afrontar el coste de las obras que se tendrían que realizar su acondicionamiento.

El pasado 2 de febrero, el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Javier Fernández Lasquetty, manifestó que "la actividad no se cierra, sino que se traslada con sus médicos y pacientes a La Paz y otros CEP dependientes del Hospital porque el edificio requiere reformas estructurales de magnitud tal que en estos momentos no podemos acometer".

El pasado 18 de febrero numerosos vecinos del distrito se manifestaron en protesta por el cierre del ambulatorio, calificado desde la Asociación de Vecinos de Las Tablas como una nueva dificultad en el “acceso a la salud pública”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios deben ser respetuosos. Sea educado y no utilice términos despectivos o hirientes. Utilice mejor un pseudónimo que le pueda identificar. Las Tablas Digital no se hace responsable de los comentarios y opiniones realizados por los lectores en su derecho a la libertad de expresión. En cualquier caso, nos reservamos el derecho a eliminar aquellos contenidos que sean considerados inapropiados. Muchas gracias.