jueves, 1 de mayo de 2014

“El Ayuntamiento de Madrid no muestra ninguna voluntad para abordar el problema de la contaminación acústica”


La organización Ecologistas en Acción exigió ayer al Ayuntamiento de Madrid la puesta en marcha de medidas “eficaces, concretas y controlables” dirigidas a combatir la contaminación acústica que sufren los ciudadanos madrileños. En un comunicado emitido ayer con motivo del Día Internacional del Ruido, los ecologistas volvieron a subrayar que el tráfico rodado es la principal causa del ruido en las ciudades y “el origen de los importantes problemas de contaminación de aire que sufre Madrid”. En una encuesta realizada por la Junta Municipal del distrito de Fuencarral-El Pardo en octubre de 2013, un 58,4 de los consultados manifestó que el ruido es un “problema importante” que “condiciona de manera negativa la calidad de vida”.


Según Ecologistas en Acción, los resultados que arrojan los últimos estudios publicados, que demuestran el “impacto directo” que tiene la contaminación acústica sobre la salud de las personas que viven en zonas urbanas, hacen necesario concienciar a los ciudadanos sobre la gravedad del problema.

“La exposición al ruido se relacionaba hasta ahora con molestias, estrés, reducciones de las capacidades cognitivas, casos de hipertensión e infartos. [En los nuevos estudios] se apunta a que el ruido supone un mayor riesgo para la salud de la población urbana que la contaminación atmosférica”, señala el comunicado.

La organización insiste en subrayar que la principal causa del ruido en las ciudades es el tráfico rodado, que es también “el origen de los importantes problemas de contaminación de aire que sufre Madrid”. “El 80% de la contaminación acústica en las ciudades tiene su origen en el tráfico rodado, mientras el ruido del ocio nocturno, muy presente en la percepción pública, solo contribuye un 4%”, señalan. Por todo ello, los ecologistas reclaman la aplicación de medidas de “control del tráfico”, que permitirían reducir “las enfermedades relacionadas con el ruido y las que se derivan de la contaminación atmosférica”, precisamente los dos problemas que constituyen “unas de las principales causas de enfermedades y mortalidad en la población urbana”.

Sin embargo, Ecologistas en Acción considera que el consistorio de Ana Botella (PP), “no muestra ninguna voluntad para abordar el problema”. “Con gran retraso se ha publicado el mapa de ruido de 2011. El correspondiente plan de acción contra el ruido, que recopila todas las medidas previstas para mejorar la situación, está pendiente desde hace casi un año. Su publicación a tiempo es una obligación legal por parte del Ayuntamiento de Madrid”, advierten los ecologistas.


Entre las medidas que serían necesarias aplicar en Madrid, los ecologistas destacan, por ejemplo, el fomento del uso del transporte público y privado no-motorizado (bicicleta); aparcamientos disuasorios en las afueras; peatonalización de calles o reducción de velocidad. “Especialmente las dos últimas son medidas sencillas y extremadamente eficaces para reducir el nivel de ruido. Por el contrario, se sube el precio del transporte público, al tiempo que se reduce y precariza”, señalan los ecologistas. En última instancia, la organización verde aprovecha para exigir al consistorio madrileño “la publicación de los Planes de Acción correspondientes a los mapas de ruido del año 2012 con medidas eficaces, concretas y controlables para su puesta en práctica dentro de los próximos 5 años”.

Un problema en Fuencarral-El Pardo

La contaminación acústica no es un problema ajeno a los vecinos de Las tablas y el conjunto del distrito de Fuencarral-El Pardo. Según los resultados de la encuesta realizada por la Junta Municipal en octubre de 2013, para un 58,4% de los vecinos el ruido “constituye un factor que condiciona de manera negativa la calidad de vida en el distrito”. Según el análisis realizado por técnicos de la Universidad Rey Juan Carlos, la opción por la que mayoritariamente se decantaron los ciudadanos en cada uno de los intervalos de edad fue estar `algo de acuerdo´ con el perjuicio que causa la contaminación acústica en el distrito”.

En lo que respecta al grado de aceptación de la importancia de la contaminación acústica en las ciudades, Fuencarral-El Pardo se sitúa entre las 17 ciudades europeas donde más del 50% de la población señala que los niveles de ruido constituyen un problema en sus ciudades. En el conjunto de la ciudad de Madrid, este porcentaje se incrementa hasta el 67%. En este sentido, cabe recordar que Fuencarral-El Pardo, con 23.000 hectáreas de superficie (el 90% corresponde al monte de El Pardo.), registra la densidad de población más baja de todo Madrid: 10 habitantes por hectárea. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios deben ser respetuosos. Sea educado y no utilice términos despectivos o hirientes. Utilice mejor un pseudónimo que le pueda identificar. Las Tablas Digital no se hace responsable de los comentarios y opiniones realizados por los lectores en su derecho a la libertad de expresión. En cualquier caso, nos reservamos el derecho a eliminar aquellos contenidos que sean considerados inapropiados. Muchas gracias.