jueves, 29 de mayo de 2014

Nuevo asalto a un establecimiento comercial de Las Tablas


En febrero le tocó a la mercería de Las Tablas. Y esta madrugada al restaurante La Martina. Los asaltos y robos a establecimientos comerciales, trasteros y vehículos de Las Tablas continúan produciéndose a un ritmo creciente. Los vecinos y empresarios del barrio, mientras tanto, reclaman la adopción de mayores medidas de seguridad por parte de las autoridades competentes en la materia. En 2008 el Ayuntamiento de Madrid se comprometió con la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos a construir una comisaría de la Policía Municipal, pero seis años después todavía no se ha movido una sola piedra.

Los asaltantes forzaron la entrada y lograron llevarse la caja registradora y la máquina de tabaco repleta de género. /LTD



El robo en La Martina ha tenido lugar sobre las cinco y media de esta misma madrugada. El propietario del establecimiento, situado en la Glorieta del Monte del Gozo, recibió un aviso de la compañía de alarmas y cuando llegó al local ya había hecho acto de presencia varias patrullas de la Policía Nacional. Se da la circunstancia de que La Martina está colindante con otro restaurante del barrio, El Pescador, que ha sufrido la visita de los ladrones en dos ocasiones a lo largo de los últimos años.

Al parecer, los asaltantes supuestamente emplearon un gato hidráulico u otro instrumento similar para forzar la verja del restaurante. A continuación rompieron la puerta acristalada y una vez dentro se llevaron la caja registradora y la máquina de tabaco. Según el propietario de La Martina, aunque el asalto se desarrolló en pocos minutos, los ladrones tuvieron tiempo suficiente para subir un vehículo a la acera y cargar la máquina de tabaco, cuyo contenido había sido renovado el día anterior. En declaraciones a Las Tablas Digital el empresario se ha mostrado contrariado por el suceso, pero sin que ello le haya mermado un ápice el trabajo y la ilusión por sacar adelante el negocio.

El asalto a La Martina se produce tres meses después de que otro negocio del barrio, la mercería El Dedal, sufriera un robo a la semana de abrir el negocio. Los ladrones desencajaron la verja de seguridad, rompieron la cerradura de la puerta y una vez en el interior se llevaron la caja de las monedas. Sin embargo, cometieron el error de pagar unas hamburguesas y llenar el depósito de gasolina con las monedas que acababan de sustraer y la policía les logró detener en menos de dos horas.

Además de los robos en los establecimientos comerciales, los vecinos de Las Tablas también sufren las consecuencias de la falta de seguridad en el barrio. Los asaltos a trasteros han vuelto a ser algo habitual, así como el robo vehículos y bolsos.

Una de las principales exigencias de los vecinos en materia de seguridad pasa por el establecimiento de una comisaría de policía en alguna de las numerosas parcelas públicas que todavía existen en Las Tablas. Esta infraestructura, además, forma parte de los que el Ayuntamiento de Madrid, durante la etapa del actual ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, suscribió con la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos en 2008. Según este documento, el consistorio madrileño, gobernado ahora por Ana Botella (PP), se comprometía a construir, entre otras cosas, una comisaría de la Policía Municipal en Las Tablas. Seis años después, el barrio continúa sin comisaría y los robos son cada vez más habituales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios deben ser respetuosos. Sea educado y no utilice términos despectivos o hirientes. Utilice mejor un pseudónimo que le pueda identificar. Las Tablas Digital no se hace responsable de los comentarios y opiniones realizados por los lectores en su derecho a la libertad de expresión. En cualquier caso, nos reservamos el derecho a eliminar aquellos contenidos que sean considerados inapropiados. Muchas gracias.