miércoles, 24 de junio de 2015

El concejal de Fuencarral, Guillermo Zapata, obligado a dimitir si es imputado por sus tuits

ACTUALIZADO

El concejal presidente del distrito de Fuencarral-El Pardo, Guillermo Zapata, estaría obligado a dimitir de todos sus cargos si es llamado a declarar como imputado, tal y como ha solicitado hoy la Fiscalía de la Audiencia Nacional, por el contenido de diversos tuits publicados en 2011 y años posteriores. Así al menos lo especifica el Código Ético de Ahora Madrid, la formación con la que Zapata concurrió a las elecciones municipales del pasado 24 de mayo en la lista de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena.


La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, este miércoles durante los actos de celebración de San Juan, patrono de la Policía Municipal. /AdM



Hacer comentarios en Twitter tan soeces y desafortunados como “Han tenido que cerrar el cementerio de las niñas de Alcàsser para que no vaya Irene Villa a por repuestos”; “Rajoy promete resucitar la economía y a Marta del Castillo”, o “¿Cómo meterías a cinco millones de judíos en un 600? En el cenicero” le podrían salir mucho más caro de lo que ya le ha supuesto al concejal de Fuencarral-El Pardo. A su renuncia como delegado de Cultura y Deportes del Ayuntamiento de Madrid apenas 48 horas después de su nombramiento por la alcaldesa y líder de Ahora Madrid, Manuela Carmena, podría sumarse ahora su cese como concejal en el supuesto de que el juez Santiago Pedraz acepte la petición de la Fiscalía de la Audiencia Nacional y cite a declarar a Zapata como imputado por un presunto delito de humillación a las víctimas del terrorismo. Según la Fiscalía, el delito esta tipificado en el artículo 578 del Código Penal, que castiga el enaltecimiento del terrorismo y la humillación a las víctimas con hasta dos años de cárcel.


El concejal Guillermo Zapata, durante su primera reunión con el gerente (derecha) y el secretario del distrito,  José Luis Fernández y Juan Carlos Burgos, respectivamente. /Junta Municipal


Código Ético

El Código Ético de la formación que desde el 13 de junio ocupa el Gobierno del Ayuntamiento no deja lugar a interpretaciones: “Compromiso de renuncia o cese de forma inmediata de todos los cargos, ante la imputación por la judicatura de delitos relacionados con corrupción, prevaricación con ánimo de lucro, tráfico de influencias, enriquecimiento injusto con recursos públicos o privados, cohecho, malversación y apropiación de fondos públicos, bien sea por interés propio o para favorecer a terceras personas. Así como también en casos de acusación judicial por delitos de racismo, xenofobia, violencia de género, homofobia u otros delitos contra los Derechos Humanos o los derechos de las personas trabajadoras”.

Según explica la formación del concejal Zapata en el documento, se trata de un código de “prácticas y acciones concretas” que todos sus cargos públicos electos o de libre designación “deberán cumplir para asegurar una gestión política comprometida y cercana a la ciudadanía, con mecanismos eficaces de transparencia en la financiación y rendición de cuentas, democráticos y populares, y con espacios reales de participación y decisión de la ciudadanía en los asuntos públicos”. En el texto se subraya que “las personas que ocupen cargos públicos bajo el mandato de este código de ética política, se comprometen también a impulsar los instrumentos y mecanismos legales necesarios para que estos principios éticos se conviertan en norma obligatoria para todos/as en la administración municipal”.



Código Ético de Ahora Madrid, aquí

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios deben ser respetuosos. Sea educado y no utilice términos despectivos o hirientes. Utilice mejor un pseudónimo que le pueda identificar. Las Tablas Digital no se hace responsable de los comentarios y opiniones realizados por los lectores en su derecho a la libertad de expresión. En cualquier caso, nos reservamos el derecho a eliminar aquellos contenidos que sean considerados inapropiados. Muchas gracias.