domingo, 17 de enero de 2016

Diez asociaciones de vecinos del norte de Madrid dicen no a la Operación Chamartín y reclaman infraestructuras y servicios para los barrios


La ampliación de la Castellana por el norte de la capital no puede llevarse a cabo sin que previamente las administraciones públicas atiendan las “necesidades reales” de servicios e infraestructuras de los barrios afectados, entre ellos Las Tablas, Montecarmelo y Sanchinarro. Esta es una de las reivindicaciones que se incluyen en el manifiesto que diez asociaciones de vecinos de la zona norte de Madrid –entre las que no está la de Las Tablas- hicieron público el pasado martes, el mismo día que la Comunidad de Madrid confirmaba oficialmente que Las Tablas se quedaba un año más sin instituto de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) tras haber eliminado del proyecto de presupuestos de 2016 la partida de 2,7 millones de euros destinada inicialmente a tal fin. Epróximo 25 de enero, a partir de las 19,30 horas, está previsto celebrar una reunión en la sede de la asociación de vecinos de Las Tablas, una de las entidades que defiende el proyecto urbanístico, en la que “técnicos de la operación” explicarán sus características y cómo afectará al barrio.

La Operación Chamartín contempla la construcción de 17.700 viviendas. /DCN



Las entidades firmantes del manifiesto son las asociaciones vecinales La Flor (Barrio del Pilar), Valverde, La Unión de Fuencarral, Familiar Ur (Poblado de Fuencarral), Virgen de Begoña, Montecarmelo, Valle-Inclán (Prosperidad), La Rosa (los Cármenes), San Cristóbal EMT y Sanchinarro (Hortaleza). En su opinión, “la Operación Chamartín, Distrito Castellana Norte o cualquier otro nombre que se le quiera dar, es una operación inmobiliaria, como las que se pretenden en otros puntos de la ciudad. Y no podemos seguir con operaciones de este tipo sin pensar primero qué modelo de ciudad queremos, y hacer una revisión en profundidad de las propuestas del plan general”. En este sentido, reclaman a las administraciones públicas acometer de forma urgente “soluciones integrales”  destinadas a regenerar los barrios consolidados limítrofes con el proyecto urbanístico (Valverde, Begoña, San Cristóbal…) y proporcionar “servicios suficientes” en los nuevos barrios, entre ellos Las Tablas, Montecarmelo y Sanchinarro.
En este sentido, y en lo referente al sector educativo, cabe recordar que el proyecto de ampliación de la Castellana, donde se pretende construir más de 17.700 viviendas, contempla la construcción de 17 centros educativos públicos (escuelas infantiles, colegios e institutos), tres centros de salud, 10 centros sociales de atención a mayores, siete centros culturales y bibliotecas y seis centros deportivos. Frente a estos datos, en la actualidad y años después de darse por desarrollados, los barrios de Las Tablas, Sanchinarro y Montecarmelo, que en conjunto suman alrededor de 33.000 viviendas, cuentan únicamente con tres escuelas infantiles (una en cada barrio), ocho colegios de infantil y primaria (la mitad de ellos en Las Tablas), un centro de salud (en Sanchinarro), un instituto (en Sanchinarro), un centro cultural (en Sanchinarro) y una instalación deportiva pública (las pistas de tenis y pádel gestionadas por una filial de la empresa Grupo Raga en Las Tablas).
Movilidad y oficinas vacías
En el manifiesto también exigen un plan de movilidad “que solucione las carencias actuales y que, en ningún caso, suponga agravarlas”, Para ello consideran necesario, entre otras medidas, ampliar la red de transporte público, incrementar el número de intercambiadores y de aparcamientos en origen y dar preferencia a las nuevas formas de movilidad en bicicleta. “La congestión de trafico en los nudos Norte, Manoteras y Fuencarral, según los informes técnicos, no solo no mejoraría, sino que empeoraría sustancialmente”, subrayan las asociaciones.
En el escrito recuerdan que en Madrid “existen más de 1,7 millones de metros cuadrados de oficinas vacías y más de 250.000 viviendas vacías, por lo que no es necesario desde cualquier lógica responsable construir más”. Tras apuntar que los barrios afectados por la Operación Chamartín tienen “necesidades de regeneración que no tienen nada que ver con la construcción de torres de oficinas o viviendas” advierten que el desarrollo urbanístico planificado actualmente provocaría “el aislamiento” de los barrios actuales “ante una muralla de torres” y, al mismo tiempo, aumentarían “sustancialmente” los niveles de contaminación.
La AV Las Tablas defiende el proyecto

Por su parte, la Asociación de Vecinos de Las Tablas ha mostrado ya su total respaldo a la Operación Chamartín. La opinión de la organización vecinal se pudo conocer a través del boletín que edita la empresa responsable del proyecto, Distrito Castellana Norte (DCN). En su tercer número, distribuido por los establecimientos comerciales del barrio en diciembre, se incluye una entrevista con Lorenzo Álvarez, presidente de la asociación, en la que reconoce tener “una opinión muy positiva sobre el proyecto de DCN” y exige “que se desbloquee y se apruebe inmediatamente”. Según desvela en sus declaraciones, desde DCN “nos han planteado soluciones  a los problemas de movilidad y de falta de dotaciones públicas  que padece el barrio”. El texto es una copia literal de una entrevista publicada (sin firma de su autor) en el periódico digital Madridiario el pasado 11 de noviembre.

También en su boletín informativo enviado este mismo mes de enero se reconoce que la “junta directiva” de la asociación “ha mantenido siempre una posición de proactividad para que esta operación sea una realidad, teniendo siempre en cuenta la mejora del impacto en nuestro barrio y en el resto del distrito”. Desde su punto de vista, “esta operación será una oportunidad positiva y mejorará sin duda aspectos que están muy deteriorados o que no existen, como el transporte que nos permita el acceso a nuestro a nuestro distrito de Fuencarral, al barrio del Pilar, accesos para peatones, para el transporte, para los vehículos, accesos al metro, tren de cercanías, etc. pero también acceso a equipamientos propuestos, como centros deportivos, educativos, de servicios a mayores, etc. que rompan la barrera  que hoy en día parte y desgaja el barrio de Las Tablas por las vías del tren”.


En el escrito se anuncia que el próximo 25 de enero, a partir de las 19,30 horas, está previsto celebrar una reunión en la sede de la asociación (El Palomar de la calle Capiscol) en la que “técnicos de la operación” explicarán las características del proyecto urbanístico y cómo afecta a Las Tablas. El encuentro está abierto a la participación de los vecinos, que podrán plantear preguntas.


NOTICIA RELACIONADA

La Comunidad descarta ahora el instituto de Las Tablas tras "actualizar los datos de escolarización"

2 comentarios:

  1. Me ha llegado un correo de Astamon en el que dicen que han presentado escritos a favor de la operación Chamartín representando al 80% de la población afectada. ¿Cuadra con tu noticia? ¿Los de la noticia son sólo el 10%? No es por generar polémica, es por entender los apoyos reales a favor y en contra. Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Anónimo por tu comentario. Lo único que puedo decirte es que en la noticia de Las Tablas Digital citamos las 10 asociaciones de vecinos que han firmado el manifiesto en contra de la operación Chamartín tal y como está diseñada actualmente y sin que, previamente, las administraciones cumplan con la demanda de servicios e infraestructuras que existe en barrios ya consolidados, entre ellos Las Tablas y Montecarmelo. Lo de Astamón no lo conozco porque a nosotros no nos envían sus comunicados. Pero creo que esa asociación solo representa a empresarios de Las Tablas y Montecarmelo. Puede que esa sea la diferencia, que los primeros sí representan oficialmente a los vecinos y los otros no. En otras palabras, cuando el Ayuntamiento o la Comunidad de Madrid quiere reunirse con las asociaciones de vecinos no llaman a Astamón. Si lo hacen cuando quieren hablar con asociaciones de empresarios o comerciantes.
      Muchas gracias por leer Las Tablas Digital

      Eliminar

Los comentarios deben ser respetuosos. Sea educado y no utilice términos despectivos o hirientes. Utilice mejor un pseudónimo que le pueda identificar. Las Tablas Digital no se hace responsable de los comentarios y opiniones realizados por los lectores en su derecho a la libertad de expresión. En cualquier caso, nos reservamos el derecho a eliminar aquellos contenidos que sean considerados inapropiados. Muchas gracias.