lunes, 22 de febrero de 2016

La AMPA del CEIP Josep Tarradellas recurre al Defensor del Pueblo por el “grave problema de masificación”

La capacidad de los colegios públicos de Las Tablas llegará en los próximos días a la mesa de la Defensora del Pueblo, Soledad Becerril. Y lo hará después de que la Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) del CEIP Josep Tarradellas haya enviado una carta en la que denuncia el “grave problema de masificación” que afecta a este centro educativo. La iniciativa se ha tomado después de que la Consejería de Educación, dirigida por Rafael Van Grieken (PP), haya confirmado que el colegio de infantil y primaria, clasificado oficialmente como línea tres, volverá a superar por sexto año consecutivo el número de clases que ofertará el próximo curso. La AMPA pretende que Becerril “pudiera mediar para conseguir una solución viable a nuestra terrible situación”.

Soledad Becerril, Defensora del Pueblo. /Web ODP



Las familias del Tarradellas explican que el objetivo de su escrito es trasladar a la Defensora del Pueblo “la gran preocupación de todos los padres y madres de este colegio por la terrible situación de espacios” de un centro “diseñado, concebido y construido” para albergar, “tal y como muestran los planos iniciales”, 9 aulas de infantil y 18 aulas de primaria. Sin embargo, “de manera sistemática, la Consejería de Educación de la Comunidad de Madrid ha venido ofertando más unidades de primer curso del segundo ciclo de infantil (3 años) para nuestro colegio”.

Según los datos que facilita la AMPA en su carta, desde la creación del centro en 2011 la Comunidad ha ofertado un total de 26 aulas por encima de su capacidad. A esta cantidad habrá que sumar un aula más en el curso 2016/2017, tal y como ha confirmado ya la Consejería a la dirección del centro. “El año que viene por estas fechas nos volveremos a encontrar con este problema cuando se oferten las plazas para el curso 2017/2018, pero con el matiz de que será materialmente imposible albergar más aulas”, subraya la AMPA.

Comunicado de la Consejería de Educación en el que se confirma que el CEIP CEIP Josep Tarradellas volverá a superar el número de aulas que podrá ofertar el curso que viene.  /LTD



Más obras

Las familias advierten que el año que viene “no se podrá prescindir de más espacios para acomodar a los nuevos niños de 3 años que se matriculen en el colegio, a no ser que los mayores salgan de centro y sean ubicados en otro colegio del barrio en el que haya espacio libre”. En teoría desde la Consejería de Educación se descarta esa posibilidad, “pero teniendo en cuenta los repetidos incumplimientos de compromisos por parte de la Sra. Belén Aldea, Directora del Área correspondiente a nuestra zona, no nos queda otra opción que contemplar esta opción como una posibilidad a evitar”. En cualquier caso, la AMPA da por hecho que “se superará con creces la previsión inicial de alumnos para el centro a máxima capacidad”, por lo que “habrá que realizar obras que impliquen la pérdida de algunos espacios comunes”. “No nos parece admisible –continúa la AMPA- que la Consejería ofrezca como solución la realización de obras en el centro que impliquen la eliminación de más espacios de uso común como aulas de informática, sala de psicomotricidad, sala de música, salas de desdoble o disminución del tamaño actual de las aulas”.

Infantil y Primaria

En la misiva la AMPA aprovecha para realizar una descripción gráfica de la situación actual del Tarradellas en las dos etapas educativas que se imparten en el centro: Infantil y Primaria. En el caso de los más pequeños, la AMPA denuncia, entre otros aspectos, que “durante los últimos años algunas aulas de infantil no han contado ni con baño integrado ni con mobiliario adaptado a la etapa de infantil”. Además, los niños y niñas de esta etapa educativa se han visto obligados a utilizar “baños saturados, sucios, muchas veces sin papel y sin las debidas condiciones de higiene, puesto que estaban siendo usados por más niños de los que correspondía y, sobre todo, de edades no adecuadas para esas instalaciones”.

Los alumnos de Primaria también se ven afectados por la masificación que denuncian las familias. “En la actualidad –explica la AMPA- existen únicamente dos aulas de informática para todo el alumnado. De prescindir de una de ellas, quedarían menos de 30 puestos de informática para más de 550 alumnos. En el caso de las aulas de desdoble, su desaparición debido a que se convirtieron en aulas, conlleva que en nuestro colegio no se esté ofreciendo el refuerzo educativo que muchos alumnos precisan en condiciones óptimas. En la actualidad, los profesores deben buscar aulas libres, espacios en las aulas de informática o en la propia sala de profesores para ofrecer el apoyo a los niños que lo necesitan. Además, y debido al número de aulas de primaria que existen en la actualidad, no todos los cursos pueden dar clase de educación física en el pabellón, por lo que hay grupos que dan la clase de manera sistemática en la sala de usos múltiples, que no se encuentra acondicionada para que los niños de primaria den su clase”.

La carta concluye denunciando que “la terrible situación que sufren tanto los alumnos como los profesores” del CEIP Josep Tarradellas “provoca que no puedan trabajar con todos los recursos necesarios que estipula la ley”.



NOTICIAS RELACIONADAS



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios deben ser respetuosos. Sea educado y no utilice términos despectivos o hirientes. Utilice mejor un pseudónimo que le pueda identificar. Las Tablas Digital no se hace responsable de los comentarios y opiniones realizados por los lectores en su derecho a la libertad de expresión. En cualquier caso, nos reservamos el derecho a eliminar aquellos contenidos que sean considerados inapropiados. Muchas gracias.