miércoles, 30 de noviembre de 2016

Zapata defiende sus presupuestos “expansivos” para 2017 y la oposición critica la falta de ejecución en ejercicios anteriores


AMPLIACIÓN

El concejal presidente de la Junta Municipal de Fuencarral-El Pardo, Guillermo Zapata (Ahora Madrid), ha defendido esta tarde en un pleno extraordinario el presupuesto del distrito para el ejercicio 2017, que contemplan respecto a 2016 un incremento del 12,8% (hasta 36,1 millones de euros). En su opinión, se trata de unos presupuestos “expansivos” que contemplan un “mayor nivel de gasto social”. Desde las filas de la oposición, los portavoces de PP y Ciudadanos han aprovechado la falta de ejecución presupuestaria de años anteriores para  calificar el proyecto de “papel mojado” y “mera declaración de intenciones”. Por su parte, el PSOE, con cuyo respaldo se sustenta el gobierno municipal, confía en poder introducir las enmiendas necesarias para "corregir" determinadas partidas e inversiones.


El debate sobre presupuestos se ha desarrollado tal y como cabía esperar: el concejal del distrito, como en ediciones anteriores, defendiendo la partitura de los números y la oposición, también como en años anteriores, criticando la música. En líneas generales se puede decir que ninguno desentonó y que la partida quedó en tablas. En cualquier caso, este tipo de debates, salpicados de números y porcentajes, tampoco dejan demasiado margen para grandes rifirrafes dialécticos.

En su primera intervención Zapata calificó el proyecto presupuestario de “continuista” respecto al actual ejercicio, el primero elaborado por Ahora Madrid tras ocupar la alcaldía en junio de 2015. Recordó que el presupuesto se incrementa un 12,8% respecto al año anterior, lo que en su opinión permite aplicar un mayor nivel de “gasto social”. Según Zapata, los partidos de la oposición tenían “muy difícil” criticar un borrador de presupuestos “expansivo” que en relación al año 2015, último ejercicio presupuestado por el PP de Ana Botella, se incrementa un 17%. “Sería un error presentar una enmienda a la totalidad a estos presupuestos”, concluyó.

Para el portavoz de Ciudadanos, Víctor Fuertes, las cuentas de la Junta Municipal para el año que viene son una “mera declaración de intenciones” porque el grado de ejecución presupuestaria del actual equipo de gobierno al frente del distrito “refleja una nula capacidad de gestión”. “Nuestros vecinos empiezan a darse cuenta que estos no son unos presupuestos sociales por su baja tasa de ejecución”, esgrimió. En su intervención criticó el “sablazo fiscal que está por venir”. “Tienen que explicar los 187 millones más que van a recaudar en 2017, entre impuestos directos, indirectos, tasas y aumentos de precios”, señaló. Fuertes también consideró “injusto” que la rebaja del IBI anunciada por el Consistorio deje fuera a 87 barrios de la capital. En su opinión, “los vecinos de Fuencarral-El Pardo se merecen estar entre los beneficiarios de esta rebaja”.

La portavoz del PSOE, Pilar Vilches, mostró mayor sintonía con la Junta Municipal y en su intervención resaltó el “gasto social” de los presupuestos. No obstante, reclamó al concejal Guillermo Zapata explicaciones en las rebajas que, según señaló, registran algunas partidas, como Familia e Infancia o Planes de Barrio. También mostró sus “dudas” por las inversiones previstas en el distrito y de manera especial la referida al Centro Cultural de Las Tablas, un proyecto que, según recordó, fue presupuestado en 2015 con 9,1 millones de euros y que ahora se ha transformado en una biblioteca que no entrará en funcionamiento hasta 2019. En cualquier caso, se mostró optimista ante la posibilidad de que el grupo municipal socialista pudiera hacer las enmiendas necesarias y “corregir” el presupuesto.

Desde el PP el encargado de enmendarle la plana al responsable de la Junta Municipal, y al gobierno municipal en su conjunto, fue el vocal Pedro Merino, quien nada más comenzar aseguró que la Junta del distrito “va a dejar más del 50% de las inversiones de 2016 sin ejecutar”. Por esa razón no dudó en calificar de “papel mojado” un proyecto de presupuestos que “se basan en una subida de impuestos”. Al igual que el portavoz de Ciudadanos, criticó que la rebaja del IBI a determinados barrios y el grado de ejecución del actual presupuesto del distrito. Según Merino, la Junta Municipal ha dejado 162 iniciativas aprobadas en pleno sin ejecutar.

Como no podía ser de otra manera, la intervención de la portavoz de Ahora Madrid estuvo mucho más en sintonía con la línea marcada por Zapata y resaltó el “marcado carácter social” de los presupuestos. En su intervención aprovechó para rebatir las críticas de la oposición respecto al grado de ejecución. “No estamos contentos con el nivel de ejecución del presupuesto de 2016”, pero “mientras quede un euro por invertir haremos lo posible”. “Sabemos hacer un presupuesto y sabemos gestionarlo”, apuntó.

En su segundo turno de intervención Zapata despachó las críticas asegurando que los datos ofrecidos desde la oposición sobre ejecución presupuestaria “están mal” y que al finalizar el ejercicio “estaremos en unas cifras muy similares a 2014 y 2015 pero con dos millones de euros más” que gestionar. Respecto a la baja del IBI en algunos distritos de la zona sur de la capital, Zapata señaló que  las viviendas de los vecinos de los barrios afectados tenía un impuesto “artificialmente elevado”. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios deben ser respetuosos. Sea educado y no utilice términos despectivos o hirientes. Utilice mejor un pseudónimo que le pueda identificar. Las Tablas Digital no se hace responsable de los comentarios y opiniones realizados por los lectores en su derecho a la libertad de expresión. En cualquier caso, nos reservamos el derecho a eliminar aquellos contenidos que sean considerados inapropiados. Muchas gracias.